Get Adobe Flash player

por Alberto J. Muniagurria

Se define como indigestión a un síndrome conformado por un conjunto de síntomas y signos, caracterizados por distensión abdominal, plenitud gástrica, eructos, a veces estado nauseoso, acidez, y discreto dolor epigástrico o en la región peri umbilical.

La indigestión puede presentarse como consecuencia de una enfermedad del aparato digestivo, o de otros aparatos o sistemas.

Es frecuente no encontrar una causa orgánica que explique este conjunto sintomático, atribuyéndosele en tales circunstancias a alteraciones de índole psicosomática, tales como ansiedad, fatiga, depresión y estrés emocional.

Una causa frecuente de indigestión es la excesiva ingestión o producción intestinal de gases por acción de las bacterias sobre los hidratos de carbono y proteínas. Del 20 al 60% de los gases digestivos provienen de la deglución de aire (aerofagia).

Causas de indigestión

Dividiéndoselas en psicosomáticas y orgánicas, y a éstas/a su vez, en digestivas y sistémicas, se las enumera en la siguiente tabla.

Causas de indigestión
  1. Psicosomáticas
    Ansiedad, depresión, estrés emocional
  2. Orgánicas
    1. Aparato digestivo
      1. Esofágicas:
        • Hernia del hiatus
        • Acalasia
      2. Gástricas y duodenales:
        • Gastritis
        • Ulcera
        • Carcinoma
      3. Intestinales
        • Enfermedad de Crohn y colitis ulcerativa
        • Linfornas
        • Enfermedades por mal absorción (deficiencias de lactasa, esprue)
        • Carcinomas
        • Insuficiencia arterial mesentérica
        • Alergias intestinales
        • Parasitosis
      4. Hepatobiliares
        • Colecistitis
        • Colelitiasis
        • Hepatitis
        • Cirrosis
      5. Pancreáticas:
        • Pancreatitis
        • Carcinoma
    2. Sistémicas
      • Insuficiencia cardíaca
      • Insuficiencia renal
      • Tuberculosis
      • Diabetes
      • Insuficiencia coronaria
      • Enfermedad de Addison
      • Hipotiroidismo
      • Hiperparatiroídismo
      • Enfermedad obstructiva pulmonar crónica

Interrogatorio del síndrome

Características y localización del dolor. El dolor es en general sordo y difuso, y se lo describe como plenitud, distensión, presión, molestia, etc.

Cuando su localización es subesternal sugiere patologías de origen cardíaco, esofágico o del cardias. Si las molestias son referidas al epigastrio, pueden originarse en procesos cardíacos, hepatobiliares, pancreáticos o gastroduodenales. Los dolores hepatobiliares tienden a ubicarse en el hipocondrio derecho y su propagación es hacia la derecha y la escápula. Los de origen pancreático se propagan hacia la izquierda y la espalda. Cuando el dolor se localiza en la zona periumbilical corresponde a intestino delgado. Cuando es infraumbilical se origina en el apéndice, el intestino grueso o en los órganos pelvianos.

Relación de los síntomas con distintas circunstancias. El dolor puede ser constante, como en el cáncer gástrico, o intermitente, como en la gastritis, nocturno como en la úlcera duodenal, de decúbito como en la hernia del hiatus, o estacional como en ciertas úlceras pépticas, o bien puede estar relacionado con la ingestión de alimentos. Los síntomas pueden aparecer minutos después de la ingesta, sugiriendo enfermedades esofagogástricas, u horas después de finalizada aquélla, lo cual sugiere dificultad en el vaciamiento gástrico (estenosis pilórica), úlcera duodenal o insuficiencia pancreática. Cuando los síntomas mejoran o desaparecen con la ingestión de alimentos o antiácidos, suelen indicar gastritis o úlceras.

La distensión abdominal postprandial que alivia, con el eructo es característica de la aerofagia. El dolor por distensión aguda del estómago puede ser intenso y llevar a confusión con un dolor coronario. La aerofagia es en general un hábito, aun cuando puede asociarse a enfermedad orgánica. Los dolores o molestias de hipocondrio izquierdo que en ocasiones se irradian el hombro homolateral y que se alivian con la eliminación de flatos son característicos del síndrome del ángulo esplénico (acumulación de gases en el ángulo esplénico del colon). Las dietas ricas en hidratos de carbono se caracterizan por producir flatulencia.

Relación de los síntomas con el tipo de alimento. Se debe hacer un interrogatorio minucioso sobre el tipo de dieta y su vinculación con la aparición de los síntomas (leche, gluten, etc.), así como sobre la ingestión de medicamentos (ácido acetil-salicilico, butazolidina, etc.).

Metodología de estudio

Dada la inespecifieldad y las múltiples causas capaces de dar origen a este síndrome, que constituye con frecuencia un motivo de consulta de pacientes psicosomaticos, es necesaria una evaluación integral del individuo, utilizando el sentido común en la selección de los métodos de investigación, para no efectuar o repetir estudios innecesarios > costosos. Simultáneamente se debe tener en cuenta que pacientes psicosomáticos pueden ser portadores de una patología orgánica.

  1. Historia clínica cuidadosa.
  2. Laboratorio: examen de materia fecal (grasas, fibras, leucocitos, eosinófilos, sangre oculta, parasitosis, cultivo).
  3. Radioscopia para evaluar la burbuja gástrica.
  4. Estudios contrastados de esófago, estómago, intestino delgado y grueso, y vías biliares.
  5. Exámenes endoscópicos en casos seleccionados.
  6. En situaciones especiales se efectuarán estudios especializados en busca de enfermedades de mala absorción o s islámicas.